8 ideas para que el BBVA innove en la banca

Leía el otro día que Francisco González, presidente del BBVA, hizo una presentación ante cientos de banqueros con un mensaje disruptivo. O la banca se pone las pilas tecnológicamente o los gigantes de Silicon Valley les van a superar. Le voy a dejar por aquí algunas ideas de donde creo que debería ir la banca (o al menos la banca a la que me gustaría pertenecer).

Justo esta semana pasada quería sacar dinero del cajero (primera vez en años) porque debía 4€ a una persona. El Santander me quería cobrar 3€ de comisión en su cajero porque la tarjeta era de crédito. Entro a la oficina y me dicen que normal, que para sacar dinero del cajero debo usar la de débito. Me tuve que volver a casa, buscar la otra tarjeta que tenía guardada desde el 2010, y volver al banco a sacar dinero.

De este simple hecho voy a sacar 8 ideas que la banca debería aplicar.

  • Una única tarjeta. No quiero dos tarjetas, quiero una. Quiero una sola tarjeta que me sirva para sacar dinero del cajero, para pagar en comercios de cualquier país del mundo, para pagar por Internet, que me proteja ante la copia de la tarjeta y me envíe un SMS cuando se hace un pago. Y sin comisión. No me importa lo de crédito, yo voy a pagar con el dinero que tengo en la cuenta. Si no, no compro. Ahora mismo en el Santander no es posible. Igual en otro banco sí. 
  • Solo 1 solución para cada producto. Ahora mismo contratar algo en un banco es complicadísimo porque te lían con opciones. Hace unos meses entré a un banco americano para preguntar y me remitió a la web porque lo entendería mejor. ¿En serio? Un solo tipo de cuenta. Un solo tipo de tarjeta. Un solo tipo de depósito. No es tan complicado digo yo…
  • Una web sencilla. Cuando entramos a la web del banco básicamente lo hacemos por dos motivos:
  • Ver los últimos movimientos o h
  • acer una transferencia a alguien. ¿Tan difícil es hacer que la primera pantalla sea solo eso? Ahora tengo que dar no se cuantos clicks para hacer una transferencia a mi amigo que compró los vuelos.

La peor parte de las comidas y cenas es cuando toca pagar, porque hay que andar peleándose con el restaurante para pagar entre varios con tarjeta porque nadie tiene cash; o andar pidiéndole cambio porque solo tenemos billetes de 20€ o 50€; o estar pidiéndole a tu amigo que te pague y ya le pagarás tu el próximo día. El banco debería resolver ese problema:

  • Una app centrada en enviar dinero a amigos. El 95% de la gente no debería usar la web del banco. Con usar la app para ver su cuenta y enviar dinero le vale. Pero es que la app del banco debería estar enfocada en enviar dinero entre personas con dos clicks. Uno selecciona el contacto (el móvil es el identificador como hace Whatsapp), marca la cantidad y le da a enviar. Que pague quien sea la cena, y en menos de lo que tarda el camarero en traer el datáfono le envías tu parte. Actualización: Mirar Barclays Pingit
  • Una app para que las empresas cobren. Vuelvo al mismo ejemplo de la cena para mejorarlo. Ahora mismo el camarero tiene que perder el tiempo cobrando de 4 tarjetas. Imaginaros que nos traen la factura con un código, y cada uno de nosotros abrimos la app y enviamos nuestra parte al restaurante con la factura con ese código. Al restaurante le llega a los segundos el aviso de que la cena ya está cobrada. El camarero ha podido seguir atendiendo a otros clientes y nosotros no hemos pasado el mal rato de ver cómo repartimos el pago. Y lo mismo para cualquier negocio, ya sea que el usuario pague via su móvil o el negocio cobre a través del suyo. A este modelo es al que va a tender Square. Ahora mismo usa las tarjetas pero hoy en día un banco ambicioso podría perfectamente saltárselas y quedarse con el 1-3% de comisión que cobran a las empresas. Las tarjetas son algo del siglo XX (y las monedas y billetes ni te cuento).

Muy bien Javier, me diréis, pero entonces todo el mundo tiene que tener cuenta en ese banco. ¿Cómo aseguras la interoperabilidad? Si no tienes cuenta del banco, descárgarte la app y asocia tu tarjeta para que te cobren/manden dinero de esa tarjeta. O que haya una alianza de bancos con una app común (igual me he pasado soñando…).

  • Tu cuenta se rentabiliza sola. Otra de las cosas molestas de los bancos es que tienes que estar preocupado de donde dejar los ahorros. Dudas si moverlos a un depósito de 3, 6 o 12 meses. De si moverlos a otro banco. De si dejar lo poco que tienes en la cuenta porque no tienes claro qué será de tu vida.Si pensáramos en el consumidor, ¿no es más fácil que lo tenga en la cuenta y reciba intereses sin tener que preocuparse de estar moviéndolo? Cada mes le envia el banco una push notification con lo que ha ganado y todo el mundo contento. El usuario no está preocupado y el banco ha conseguido que mantenga su dinero quieto ahí.
  • No hay comisiones. Es muy sencillo. El banco gana dinero cuando el cliente tiene dinero en la cuenta. Ya está. No cabreemos al cliente cobrándole 1€ por transferencia o 12€ por la tarjeta. Eso es calderilla comparado con lo que gana el banco con el dinero que tenemos quieto.
  • Ayudar a ahorrar al usuario. El banco gana más dinero cuanto más dinero tengamos en la cuenta. Igual que hace Simple con su app móvil, el banco debería ayudar a sus clientes a ahorrar. Cuanto más ahorre, más ganará el banco.

¿Más ideas?